Viajar por México: D.F.

Mural de la Plaza del Zócalo. México D.F.

Mural de la Plaza del Zócalo. México D.F.

Aunque La Chica Sonora es un blog cuya temática principal sea la música y el cine, quería aprovechar mi estancia en México para compartir con vosotros algunas de las impresiones que me he llevado de este mes de viajes. En concreto voy a dividir mi experiencia en tres post: Ciudad de México, Riviera Maya y Guatemala. Algunos dirán que los escribo para dar envidia y la verdad es que… ¡un poco sí! 😉 Bromas a parte, espero que difrutéis y si alguno ha estado en los lugares de los que hablo y quiere aportar algún comentario ¡bienvenido sea!

El primer post viajero está dedicado a la México D.F.

Vistas de Ciudad de México

Vistas de Ciudad de México

Mi experiencia mexicana comenzó a finales del mes de julio, cuando volé a Cancún. Allí, alguien especial me esperaba en el aeropuerto con los brazos abiertos. ¿Qué más se puede pedir? Quizás que el jet lag y la humedad no hubiesen hecho de las suyas. Sin duda, Cancún es el lugar con más humedad en el que he estado, y eso pasa factura. No es fácil para alguien acostumbrado a un clima tan seco como el de Madrid encontrarse de golpe con porcentajes de hasta el 90% de humedad. Antes de volar, un amigo fotógrafo de esos que viaja por medio mundo, me comento que el cuerpo tarda 21 días en acostumbrarse al clima local. Bien, yo llevo aquí alrededor de un mes y mi cuerpo aún se resiste. Y es que como popularmente se dice ¡cada persona es una mundo!

Pero hoy no voy a hablaros de esta ciudad turística a la que me he tomado la licencia de apodar como «el Benidorm mexicano«, sino de México D.F. A los pocos días de volar a Cancún, tomamos otro vuelo para dirigirnos a la capital. Allí pasamos casi una semana entre reuniones, paseos por el centro histórico y barrios hipsters, buenas comilonas y algún tequila que otro.
Continue reading

La soledad del viajero

La soledad el viajero

Seguro que a ti también te ha pasado. Seguro que tú también has sentido esa sensación de soledad, de nostalgia muchas veces incomprendida que surge cuando viajamos y tenemos experiencias vitales. Se trata de una nostalgia especial por algo que nunca vivimos, de una soledad que aparece cuando estamos en constante cambio. Este pensamiento ha venido a mi mente en muchas ocasiones.

Durante mi estancia en Londres en el año 2011, publicaba habitualmente en otro blog llamado masquetrapo (2007-2011). Por desgracia, el blog sufrió la peor catástrofe técnica de todas y la gran mayoría de sus contenidos se perdieron. Sobra decir lo que aquello significó para mi. Cinco años trabajo, de entrevistas, críticas, crónicas de conciertos, reflexiones… Cinco años borrados por un solo click. Por este motivo, decidí que esa etapa había finalizado y que era el momento de comenzar un nuevo blog, La Chica Sonora, con más personalidad y acorde a mi manera actual de pensar y entender la vida. Como veis, no me gusta ser pesimisa 🙂

El caso es que de todos estos trabajos, tuve la suerte de haber podido recuperar algunos, entre los que se encuentra este post «La soledad del viajero», publicado originariamente el 9 de marzo del 2011. Hoy, por motivos personales, he querido rescatarlo y volverle a dar vida para dedicárselo a una persona muy especial. Él sabe quién es.

La soledad del viajero

El título de este post puede sonar demasiado rotundo, romántico, o melodramático. Cualquiera de estos tres adjetivos, así como una larga lista de sinómimos e incluso de antónimos, valdrían para definir un estado de ánimo que surge en aquellos que estamos en constante movimiento.
Continue reading